Los beneficios de una prótesis

Cuando la artrosis se encuentra en un estado avanzado, el dolor es intenso y limita nuestra calidad de vida, llega el momento de valorar la opción de colocar una prótesis de cadera o de rodilla.

El profesional que podrá asesorarnos a la hora de tomar esta decisión es el traumatólogo; el doctor especialista en las lesiones del aparato locomotor. Este cirujano junto al anestesista se encargarán de evaluar cada caso en concreto, teniendo en cuenta todos los factores que aumenten el riesgo de una intervención.

protesis

¿Existe un límite de edad para colocarse una prótesis?

La edad media de los pacientes con artrosis que se someten a intervenciones de prótesis de rodilla o cadera suele estar entre los 60 y 80 años.

Existe la creencia de que a partir de una cierta edad es recomendable no someterse a este tipo de operaciones, aunque con los avances de las técnicas quirúrgicas, la edad avanzada cada vez es un inconveniente menor, y siempre que el paciente no presente otras enfermedades que puedan suponer un riesgo, se puede operar prácticamente a cualquier edad.

 Normalmente, los doctores recomiendan colocar estas prótesis a partir de los 60 años, ya que estas tienen una vida limitada, y necesitan remplazarse después de unos años. La segunda intervención para cambiar una prótesis puede ser más compleja, por lo que cuantas menos intervenciones haya que realizar para remplazar esta prótesis, menor será el riesgo. Sin embargo, también existen casos de pacientes jóvenes con una incapacidad importante que han tenido que someterse a una operación como esta.

En todo caso, los expertos recomiendan que una vez colocada la prótesis y recuperada la movilidad, se realice un poco de ejercicio suave cada día. Pasear o nadar pueden ser dos actividades muy indicadas para mantener la buena forma física y continuar así mejorando nuestra calidad de vida.

  • Compartir

  • Unete a nuestra comunidad

  • Hablamos de: