El paracetamol no es para la artrosis

El paracetamol no es para la artrosis

-

Este fármaco tan popular ha demostrado no ser eficaz para tratar el dolor de espalda o el de la artrosis. A pesar de que sea un medicamento que se encuentra en la primera línea de tratamiento en la mayoría de las guías clínicas de la artrosis, la evidencia, en este caso en forma de una revisión publicada por la prestigiosa revista BMJ, ha demostrado que sus efectos sobre el dolor no son superiores a los del placebo.

Esta revisión se realizó sobre 13 estudios diferentes, que incluían 10 ensayos con más de 3.500 pacientes con artrosis de cadera o de rodilla. Los parámetros que se analizaron fueron la reducción del dolor, la mejora de la discapacidad y la calidad de vida, entre otros. En lo que respecta a la artrosis, se encontraron beneficios mínimos, que según los investigadores no son clínicamente relevantes, en comparación con el efecto del placebo.

paracetamolPor otra parte, el paracetamol ha demostrado tener efectos negativos sobre la función hepática (del hígado). Según los autores de la revisión, son datos que necesitarían ser estudiados con una mayor profundidad, ya que los estudios que se analizaron tenían una duración máxima de 6 meses. Es probable que un tratamiento prolongado con este tipo de fármacos no sea recomendable, por lo que reforzaría la tesis de este estudio en lo que respecta a los pacientes con dolor crónico como el de la artrosis.

Antes de eliminar estos fármacos de las recomendaciones clínicas, los especialistas en salud articular deberán valorar cuales son las mejores alternativas, que incluyan los tratamientos más seguros y eficaces, además de las medidas no farmacológicas.

Fuente: ABC Salud

Participa con un comentario

Un comentario
  • Es la primera ocasión en la que participo y desconfío mucho de los beneficios de hacerlo. De cualquier modo, he aquí mis experiencias. Padezco una dolorosa rizoartrosis en los dos pulgares desde hace algo más de 18 meses. Mi madre padeció la misma dolencia (es hereditaria, luego incurable). No puedo ni siquiera acercarme a un maldito ibuprofeno: esa basura me produce horribles dolores de estomago. Por lo tanto aguanto como puedo el dolor y la incapacidad, sin otro paliativo que una pastilla de paracetamol de 1 g de vez en cuando (dos de cada tres días). Mal que bien funciona, desde luego que lo hace.
    Por otra parte hoy (1º de mayo) hace 33 días que tomo la dosis prescrita de los llamados «sisadoas». De momento sin ningún efecto perceptible, salvo en el bolsillo y en el despectivo rostro de algún doctor que prefiere la acupuntura(!). Sí, soy culpable: en ocasiones me automedico.

Please note

This is a widgetized sidebar area and you can place any widget here, as you would with the classic WordPress sidebar.